Norman Foster Foundation Atelier 2018—Robótica

Noviembre 2018

La segunda edición del Atelier de Robótica que organiza la Norman Foster Foundation investigó las nuevas maneras de reflexionar sobre la naturaleza de la arquitectura, su diseño y materialización.

La segunda edición del Atelier de Robótica que organiza la Norman Foster Foundation se celebró entre el 12 y el 16 de noviembre de 2018, apoyado por el Instituto Rolex y con el asesoramiento de Fabio Gramazio, cofundador de Gramazio Kohler Research de Zúrich (Suiza).

El órgano docente estuvo formado por una amplia gama de profesionales que trabajan en diferentes campos relacionados con la robótica, entre los que se incluyen Todd Eckert, fundador de Tin Drum en Pittsburgh (EE.UU.); Anne Faucheret, comisaria de Kunsthalle Wien en Viena (Austria); Ruairi Glynn, director de Interactive Architecture Lab en la Bartlett de la UCL de Londres (Reino Unido); Íñigo Lazkanotegi, jefe de proyectos de Instrumentación y Sistemas Inteligentes en Tecnalia (Álava); Jonathan Ledgard, antiguo director de Afrotech y fundador de Rossums Studio en Lausana (Suiza); Antoine Picon, catedrático de Historia de la Arquitectura y Tecnología en la GSD de Harvard, Cambridge (EE.UU.) y Mette Ramsgaard Thomsen, directora del Centro de Tecnología de la Información y Arquitectura (CITA) de Copenhague (Dinamarca).

“La construcción con un robot permite que la arquitectura pueda pasar de la creación de formas estáticas al diseño de fabricaciones con materiales que dan forma”, explicó el responsable del atelier Fabio Gramazio. “Queremos que se sepa que el robot puede actuar como un catalizador que aporta importancia cultural  a la arquitectura digital. Gracias al robot, la digitalización de la arquitectura pasa a ser física y tangible. Por lo tanto, lo que buscamos es entablar un diálogo entre los humanos y las máquinas, el diseñador y el fabricante, para explorar la identidad y relevancia estética inconfundibles de la arquitectura digital”.

Después de estudiar las solicitudes que han enviado cientos de candidatos de todo el mundo, el comité de selección otorgó diez becas a estudiantes de las siguientes universidades e instituciones: Universidad Ashes de Berekuso (Ghana); Escuela de arquitectura Bartlett de la Universidad de Londres – UCL (Reino Unido); Escuela politécnica federal de Lausana – EPFL (Suiza); Universidad técnica de Darmstadt  (Alemania); Instituto tecnológico de Monterrey, Nuevo León (México); Instituto indio de Tecnología de Bombay (India); Instituto de Arquitectura Avanzada de Cataluña (IaaC) de Barcelona; Universidad de California en Los Ángeles – UCLA (EE.UU.; Universidad de Stuttgart (Alemania) y Universidad de Tokio  (Japón).

 

Estos diez estudiantes, junto a un grupo de especialistas, participaron en una serie de seminarios y charlas que culminarán en un atelier de cinco días. Durante esa semana, los estudiantes también trabajaron con arena para crear un encofrado perfectamente fundamentado y con una geometría compleja para moldear y construir objetos arquitectónicos. Estudiaron la relación directa entre el diseño computacional, las herramientas, los sistemas de retroalimentación y los movimientos robóticos para dirigir los procesos de formación de material granular con la ayuda de tres brazos robóticos muy flexibles.

En el Atelier de Robótica se incluyeron seminarios, charlas, tutorías individuales y visitas arquitectónicas a la ciudad para aprender más sobre el entorno de Madrid. En los días que dura el atelier, los participantes pudieron trabajar con el archivo y los proyectos de investigación de la Norman Foster Foundation.